No se si os pasa a vosotras, pero a mí hay cuentos que me resultan aburridísimos, llenos de malos, violencia, lobos feroces, madrastras perversas, la niña (lease princesa) a la que tiene que salvar siempre un chico (cuando quieren decir príncipe). Creo que están desfasados,

y ahí es donde empiezan nuestros hijos a imaginarse el mundo en el que viven y que les toca descubrir, empiezan a desarrollar sus juegos adoptando esos roles, y así es como nunca nunca conseguiremos cambiar el pensamiento de esta sociedad en la que vivimos.

Así que me gusta buscar nuevos cuentos, nuevas versiones, que trasmitan valores actuales, sencillos, y que disfrutemos ambas cuando los leemos. Este es uno de ellos.

Cuenta la historia de Carlitos, un niño que solo tiene ojos para Inés, una niña que no tiene ojos para él. Un día ella anuncia que  le van a poner gafas de ver,  y él piensa que todo cambiará, y es posible….

 

Está recomendado a partir de los 4 años, y yo lo encontré en Librería Castillón

Por cierto y ya veis cuales son mis gafas de ver, grandes, retro, y que sin ellas de cerca ya no veo 3….jajaja

 

¿Te ha gustado? ¡Compártelo!
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on PinterestEmail this to someone